Verduras

El arte del bienestar

Conservar los productos, manteniendo su sabor, es un arte que la tradición culinaria italiana ha desarrollado al máximo nivel. Las características de las conservas vegetales italianas de alta calidad, son el resultado de una combinación de elementos y fases de elaboración, que inician desde que el producto deja el campo y terminan cuando llega a la mesa.

La frescura y la variedad en la selección de la fruta y la verdura (tomates y maíz dulce), son  fundamentales para la calidad de la producción de las conservas, así como el uso de las técnicas y el respeto de los ciclos naturales para cultivar en los mejores terrenos.

La tradición italiana ha encontrado el equilibrio necesario para preservar el sabor y los nutrientes importantes, como las vitaminas y las sales minerales, fusionando gusto y bienestar.

Las conservas vegetales italianas son la base de muchas recetas nacionales. ¿Qué sería de las pastas sin las salsas de tomate? ¿Y de los antipastos sin aceitunas o sin salsa de trufa? ¿Cómo poder apreciar de mejor manera el pan fresco que con una capa de calabazas o de frijoles cannellini?