InicioIdeaRobo de tierras y deforestación, aceite de palma y soja transgénica. #Buycott!

Robo de tierras y deforestación, aceite de palma y soja transgénica. #Buycott!

Aceite de palma y soja (OGM) de América del Sur, verano de 2019. El más caluroso jamás registrado, advierte el secretario general de la ONU, Antonio Gutiérrez, el 1.8.19. Ahíemergencia climática'debe abordarse reduciendo drásticamente los gases de efecto invernadero, -45% para 2030.

debemos arrestar  deforestación y robo de las tierras que les preceden. ¿Cómo? Interrumpiendo el consumo de todas las mercancías que son la causa primaria. El aceite de palma, en primer lugar. Pero también la soja, que roba a la Amazonía y todavía alimenta la ganadería europea. #Buycott!

El acaparamiento de tierras, el robo de las tierras

Il  acaparamiento de tierras  Se define como'acaparamiento de tierras a gran escala, adquisiciones o concesiones que ocurren:

(i) en violación de los derechos humanos, en particular el derecho a la igualdad de la mujer,

(ii) sin basarse en el consentimiento libre, previo e informado de las comunidades usuarias de esa tierra,

(iii) sin basarse en una cuidadosa evaluación social, económica, ambiental y realizada sobre la base de criterios de género,

(iv) sin basarse en contratos transparentes que especifiquen acuerdos claros y vinculantes sobre actividades, trabajos y las consecuencias de los beneficios,

(v) sin basarse en una planificación efectiva, democráticamente conducida, con supervisión imparcial y un enfoque participativo'. (1)

Crímenes internacionales contra la humanidad  se perpetran sistemáticamente en nombre de inversiones en grandes extensiones de tierra, a veces respaldadas por instituciones financieras públicas y fondos de inversión, tal como  Banco Mundial  e allíEmpresa de gestiónde la Universidad de Harvard  entre muchos.

Amenazas y violencia, violación y asesinato, incendios y ataques químicos sirven para expulsar a poblaciones indígenas y campesinas que por generaciones y/o tradiciones ancestrales han basado su sustento en la interacción con los ecosistemas locales. Los robos de tierras se realizan con la connivencia de políticos y administradores locales, en países donde el gobierno de los recursos públicos se inclina sistemáticamente a favor de intereses privados.

Deforestación intensiva y monocultivos

El robo de las tierras  es funcional a la deforestación de los pulmones verdes del planeta. Las cuales -gracias a la sobreabundancia de recursos naturales no contaminados y los microclimas favorables, además de los costos insignificantes- son áreas ideales para la siembra de monocultivos intensivos. Aceite de palma  y la soja transgénica pugnan por la supremacía de  acaparamiento de tierras  y ecocidios. Con las emisiones de gases de efecto invernadero previstas para continuar 7-8 décadas después de los incendios, según i Informes de la Comisión Europea  ed  Agencia de Protección del Medio Ambiente  (EPA, EE. UU.).

El abuso de pesticidas  - con severo impacto en las comunidades locales  e niños, así como sobre el medio ambiente- es una parte de este sistema perverso e insostenible. De hecho, se utilizan herbicidas y pesticidas de amplio espectro, sin reglas ni protecciones, para salvaguardar los monocultivos con respecto a la vitalidad natural de los ecosistemas.

La esclavitud incluidos los menores  completa el cuadro de las abominaciones puestas en marcha por los gigantes globales de las finanzas agroindustriales para garantizar la rentabilidad de las inversiones lucrativas. con atención a subcontratar las hazañas más innobles, a través de sociedades y contratos de suministro que los enajenan, en papel al menos, por los asesinos y traficantes de esclavos. En estas cadenas de suministro, como en esa de cacao, de la palma carnauba  y varios otros.

Aceite de palma y aceite de soja transgénicos en América del Sur, los campeones de la crisis socioecológica

Monocultivos de palma  derivados del petróleo continúan expandiéndose en Asia, África, América Central y del Sur. Indonesia  e Malasia  ellos mantienen el  liderazgo. Para seguir, Tailandia e Colombia. Las ansias de los palmócratas se extienden hacia el Borneo, Nueva Guinea  e Filipinas.

Brasil  después de Wilma (Rousseff,  Partido Democrático Trabalhista, PDT), en manos de la extrema derecha, también ha resultado ser un terreno fértil para el despojo de tierras y la deforestación de la Amazonía. Un patrimonio ambiental invaluable, con suelos relativamente ácidos y un clima típicamente húmedo. Las condiciones ideales para el cultivo intensivo de palma aceitera. (2) Útil también para la soja, cuya demanda parece imparable en la era de  Soyalismo.

en 2017, el presidente Temer -quien es recordado por la participación del gobierno en la enorme escándalo de  carne débil - otorgó una grave amnistía a los saqueos de la selva amazónica. Cada autodenominado ocupante pudo así comprar hasta 2.500 hectáreas de tierra, a costos reducidos en un 90% en comparación con los precios que ya estaban por debajo de los valores de mercado. Para luego venderlos a los grandes terratenientes, agricultores y ganaderos. Que a cambio, con los suyos  vestíbulo, llevó al Congreso a eximir a Temer -entonces bajo investigación por corrupción- del deber  acusación. (3)

Jair Bolsonaro, presidente de Brasil desde el 1.1.19, ha estimulado la aceleración del desastre. En pocos meses, según estimaciones conservadoras, al menos 133 hectáreas de bosque fueron arrasadas (+39% respecto al mismo periodo del año anterior). Equivale al 44% de la superficie de Italia (301 mil ha), algo más que toda Grecia (132). Liberar rápidamente espacio para la agricultura intensiva (soja transgénica, aceite de palma y maíz modificado genéticamente (4)) antes de que la comunidad internacional pueda reaccionar.

Europa piloteada  por las oligarquías financieras a través de Jean-Claude Juncker, en lugar de reaccionar ante el desastre en curso, aceleró y concluyó las negociaciones para el tratado tóxico más grande jamás hecho, con los países del Mercosur. Un pacto sangriento con el recién electo presidente brasileño de extrema derecha, que ya había declarado públicamente durante la campaña electoral cómo las vastas áreas protegidas representaban un obstáculo para el crecimiento económico del país. Y de hecho se había negado para albergar la conferencia mundial sobre el clima, que debería haberse realizado en Brasil en 2020.

Cadenas de suministro insostenibles, ¡ya #Basta!

Política teleguiada  de las plutocracias financieras es evidentemente incapaz de promover el bien común. Hasta el punto de seguir negociando y concertando acuerdos con países -como Brasil e indonesia  - donde los derechos humanos fundamentales y el ecosistema son sistemáticamente profanados. Alejando el planeta más de  Objetivos de Desarrollo Sostenible  (ODS) establecidos en la Agenda 2030 de la ONU.

Gran comida  a su vez sigue siguiendo políticas de compra, producción y comercio obviamente insostenibles, tras la quimera de los manuales de  lavado verde  las cuales presentan serias carencias precisamente en los puntos críticos:

, soberanía alimentaria  e inversiones responsables en tierras, bosques y cuencas hidrográficas, (5) así como en las propias cadenas agroalimentarias, (6)

, derechos de los campesinos  y comunidades rurales,

- respeto por los trabajadores  (seguridad y condiciones de trabajo, remuneración justa, derechos sindicales, trabajo infantil),

, protección del medio ambiente e la biodiversidad,

- crisis ecológica, obesidad y desnutrición  (Sindemia Global),  lucha contra el desperdicio de alimentos.

Aceite de palma y soja transgénicos, #Buycott!

#Buycott! es la única respuesta  capaz de detener la  como de costumbre, la  Beneficio sobre las personas  (POP) que está arrastrando al planeta y a sus habitantes hacia una realidad distópica ya manifiesta. Así que digamos #Basta! al aceite de palma y la soja transgénica, detengamos la demanda de estos de una vez por todas  materias primas  de exterminio, en todas sus aplicaciones industriales. #¡Eso es suficiente! su uso en alimentos, piensos, cosméticos, lubricantes ybiocombustibles', productos para el hogar y así sucesivamente.

La presión desde abajo  funciona y debe implicar ante todo a los más jóvenes, en cuyas manos está confiado tanto el futuro como el presente. (7)  Gente, Planeta, Prosperidad  es lo que pido  Cuando los Millennials quieren construir su crédito enfrentan el rechazo, cadenas de suministro justas  y sostenible para todos y en todas partes!

La pregunta debe detenerse.  de mercancías derivadas de cadenas de suministro incompatibles con los principios básicos de nuestra civilización. Solo así se podrá interrumpir este círculo vicioso de explotación global del ser humano y devastación de los ecosistemas, abejas incluidas. Obligar a 'aquellos que mueven las ruedas del mundo' a cambiar de rumbo y poner la palabra Respeto en el centro de sus estrategias. Recordando que los consumidores son los verdaderos dueños del mercado, esa palanca independiente que puede imponer el punto de inflexión en la oferta desde abajo. Bastará con interrumpir las compras, y por tanto la rotación de los productos en el lineal, para acortar los tiempos. Como ya ha sucedido, gracias al estímulo del escritor, para aceite de palma.

¿Cómo lo hacen?  Deja de comprar (esos pocos) productos que todavía contienen aceite de palma, para empezar. Y se inicia una campaña de concientización de todas las empresas que utilizan soja transgénica y sus derivados. Inmediatamente solicitamos revisar sus políticas de compras y definir programas para la eliminación de la soja transgénica, comenzando por la sudamericana, en tiempos acordes a la continuidad de los procesos. Favorecer de inmediato las compras de productos de las cadenas de suministro  libre de transgénicos. 'Libre de transgénicos', ni siquiera en los piensos con que se alimentan los animales de los que se derivan la carne, los huevos y los productos lácteos  Hecho en Italia.

Se promueve la iniciativa  hoy de REGALO (Gran comercio de comida italiana) con #Égalité Onlus. (8) Esperando la participación más amplia de la sociedad civil, incluso a través de asociaciones y organizaciones que representan valores compartidos. La unión, hoy más que nunca, puede ser la fuerza. #NotInOurNames, #NonNelNostroNome, #CambiaLaTerra, #SaveTheBees, #FightInequality!

#Buycott!

Darío Dongo

Nota:
(1) Definición adoptada por  Coalición Internacional por la Tierra  (ILC), en la asamblea del 26.5.11 en Tirana. V. Oxfam. (2011).  La nueva fiebre del oro, El escándalo del acaparamiento de tierras en el Sur del Mundowww.oxfamitalia.org/coltiva, 22.7.11, pág. 7
(2) Leidivan A. Frazão et al. (2012).  Reservas de carbono en el suelo y cambios después de la introducción de la palma aceitera en la Amazonía brasileña. CGB Bioenergía, Volumen 5, Número 4,  https://onlinelibrary.wiley.com/doi/full/10.1111/j.1757-1707.2012.01196.x
(3)  http://www.rinnovabili.it/ambiente/presidente-brasile-legalizza-land-grabbing-333/
(4)  https://www.nytimes.com/2019/07/28/world/americas/brazil-deforestation-amazon-bolsonaro.html?fbclid=IwAR1Sh5jvc_23sE3mSKTxiV04LTONp76eV52s8ytFK_i4m8dbtlToTMknhnU
(5) FAO, Comité de Seguridad Alimentaria Mundial (CSA),  Las Directrices Voluntarias sobre la Tenencia de Tierras, Pesca y Bosques, 9.3.12, el  http://www.fao.org/fileadmin/user_upload/nr/land_tenure/pdf/VG_en_Final_March_2012.pdf
(6) FAO, Comité de Seguridad Alimentaria Mundial (CSA),  Principios para la inversión responsable en agricultura y sistemas alimentarios, 15.10.14,  http://www.fao.org/3/a-au866e.pdf
(7) ONU, 'El mundo en 2050', TWI2050. v  https://www.greatitalianfoodtrade.it/idee/il-mondo-nel-2050-trasformazioni-necessarie
(8) v. https://www.egalite.org/brasile-cataclisma-pesticidi-buycott-soia-ogm-e-palma/

+ publicaciones

Dario Dongo, abogado y periodista, PhD en derecho alimentario internacional, fundador de WIISE (FARE - GIFT - Food Times) y Égalité.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Este sitio usa Akismet para reducir el correo no deseado. Descubra cómo se procesan sus datos.

Artículos recientes

Commenti recientes

Traducir »