Nutrición

La Comida Ideal Para Reducir el Apetito

Los resultados de una investigación presentada el 14 de noviembre del 2013 durante el encuentro anual de la Obesity Society estadounidense, en Atlanta, demuestran que un desayuno rico en proteínas evita el hambre toda la mañana.

El estudio evaluó el efecto sobre el apetito dependiendo de la composición nutricional del desayuno, a través de un cuestionario realizado a mujeres entre los 18 y los 55 años de edad. Las participantes describieron las sensaciones que tenían relacionadas con el hambre (necesidad o deseo de comer, sensación de plenitud) antes del desayuno y a lo largo de la mañana, con intervalos de 30 minutos hasta llegar al almuerzo.

Se descubrió que con el mismo valor energético (300 calorías) y con la misma proporción de grasa y fibra, las personas que comieron un desayuno con más proteínas llegaron a la siguiente comida sin tener hambre de nuevo. Además de haber ingerido menos cantidad de alimento respecto al grupo que ayuno o que privilegio los carbohidratos.

Favorecer las proteínas en el desayuno, en vez de los carbohidratos como se acostumbra habitualmente, confirma la validez de la dieta de la Zona.