Galletas

Savoiardi

Savoiardi

Galletas Savoiardi, la receta

De acuerdo con las crónicas, las renombradas galletas Savoiardi, conocidas también bajo el nombre de soletas, biscochos de soletilla, “galleta saboyana” y otros más en América Latina, fueron inventadas por los maestros de repostería de la Corte de los Duques de Savoya en el 1300. La fecha es incierta, pero este postre típico de Piamonte y de Cerdeña se ha convertido en un ingrediente fundamental de otras preparaciones, desde la sopa inglesa al pastel Charlotte. Aunque la receta más famosa sigue siendo el tiramisú.

Las galletas Savoiardi son ideales para ser remojadas o utilizadas en lugar del pan de España, son ligeras y tienen un formato largo, suave y friable al tacto. Son famosas en todo el mundo con distintos nombres. Como muchas otras especialidades en Italia, estos productos exaltan características regionales. En Nápoles se bañan en el sanguinaccio, un dulce a base de leche, chocolate y sangre de cerdo; mientras que la versión sarda (llamada pistoccu) y aquella siciliana contienen más huevo que la de Piemonte.

La receta que recibe la denominación de biscotti Savoiardi, según la ley italiana, contiene azúcar, harina de trigo y huevos enteros de gallina categoría “A”, en cantidad no inferior al 26%. El proceso de transformación prevé mezclar la masa hasta obtener una consistencia espumosa y ligera, y su coladura sobre una bandeja para hornear alveolada en forma de bastoncillos, espolvoreados con azúcar antes de hornearlos.

Sobre el Autor

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario