InicioConsum-actoresConsumidores contra la inflación por contracción y otros aumentos de precios ocultos

Consumidores contra la inflación por contracción y otros aumentos de precios ocultos

La contracción -menos producto por el mismo precio- despierta nueva alarma entre los consumidores. El fenómeno se conoce desde hace tiempo, pero la estratificación de alzas en los precios de los alimentos y la energía alimenta las protestas.

Encogimiento, viejos vicios

La práctica de aumentos de precios enmascarados es tan punzante que la Asociación Alemana de Consumidores Centro de consumidores de Hamburgo desde hace unos años le dedica la competencia'vergüenza del año'. Una carrera por la palma negra que en la pasada edición vio despuntar a Mondelez, Mars y Ferrero.

El Instituto de Estadística en 2017, los británicos calcularon que la práctica de contracción se aplicó a 2.500 productos en 5 años.

También en Francia el fenómeno suscita indignación. Foodwatch Francia acaba de lanzar una petición pedir a la industria alimentaria una mayor transparencia en los aumentos de precios.

El faro encendido por la Autoridad Antimonopolio

En Italia se acabo el fenomeno objetivo de la Autoridad Antimonopolio el pasado mayo. Proporcionar material adicional útil a la Autoridad para establecer si la contracción puede definirse como una práctica comercial engañosa la que proporciona Altroconsumo.

la primera asociación de consumidores italianos ha recogido casos concretos gracias a la contribución de la comunidad ACmakers y ha promovido uno petición decir no a los gastos costosos y pedir al gobierno que controle los aumentos de precios y que extienda y haga accesibles a más personas los vales de gasto existentes.

Los campeones italianos de la contracción

Según Istat entre 2012 y 2017 hubo un total de 7.306 casos de cambios de peso o reducción de envases de productos, recuerda Altroconsumo.

La asociación indica 5 casos ejemplares:

  • Philadelphia light (200 a 190 gramos),
  • Kinder Brioss (280 a 270 gramos),
  • Krumiri Bistefani (300 a 290 gramos),
  • Bebidas Spumador (de 1,5 a 1,15 litros),
  • pañuelos desechables, de 10 a 9 pañuelos por paquete.

Las otras prácticas de aumentos de precios ocultos

Además de la técnica contracciónLas subidas de precios enmascaradas acuden a la técnica de los formatos especiales. En este caso, la marca lanza una nueva versión de un producto existente, mantiene el mismo precio pero reduce la cantidad. El consumidor ya fiel a la marca cae en la trampa muy fácilmente.

Esta practica se aplica por ejemplo en

  • Gocciole Pavesi Caramelo. Con 200 g menos respecto al envase de las famosas gotas clásicas de 500 g, el producto 'especial' cuesta un 116% más, por encima de los 9 euros/kg,
  • Pasta Barilla 'Al bronce', 100g más barata que la pasta blanca o integral y mayor precio. 1,35 euros el paquete de 400g, frente a los de 500g a 0,99 euros la pasta blanca y 1,29 la integral,
  • Café espléndido. Pack de 250g para la versión Clásica y 225g para la versión 'Espresso', con un recargo real del 19,6%,
  • Galletas Galbuseras. Los 400g del Turco se convierten en 330g en el PiùIntegrali. + 46% de aumento de precio. Y nuevamente, los Magretti con cebada pesan 350 g, los que tienen chips de chocolate agregados bajan a 260 g. Precio + 19%.

Esperando de las intervenciones institucionales solo queda aplicar el remedio de siempre: ojos abiertos y comparaciones sólo sobre el precio del kg.

Imagen de portada por Dee-Ann Durbin. No, no te lo estás imaginando: el tamaño de los paquetes se está reduciendo. Es la inflación que se supone que no debes ver. ABC Noticias. 8.6.22. Botella de Gatorade, de 32 a 28 oz. (Foto AP / Matt Rourke)

+ publicaciones

Periodista profesional desde enero de 1995, ha trabajado para diarios (Il Messaggero, Paese Sera, La Stampa) y periódicos (NumeroUno, Il Salvagente). Autora de encuestas periodísticas sobre alimentación, ha publicado el libro "Leyendo las etiquetas para saber lo que comemos".

Artículos Relacionados

Artículos recientes

Commenti recientes

Traducir »